jueves, 23 de octubre de 2014

Child in time


Tienes 48 años, estás en esa edad en que por fin has descubierto de que va este juego macabro que es la vida. Un día cualquiera vuelves del curro, otro más, regresas a casa donde te espera la familia con la que has escogido convivir pero te equivocas de tren y vuelves al lugar donde naciste, donde otra familia diferente te trajo a un mundo que sigue siendo igual, donde se desarrolló tu infancia, donde te hiciste un hombrecito, donde murió mamá cuando papá ya no estaba a su lado, donde bajas al andén proyectado en el tiempo hasta el pasado y donde ahora vuelves a tener 14 años. Algo o alguien te ha tele-transportado hacia aquel chaval que fuiste, con tu cuerpo de entonces, con tu alma de ahora. ¿Cambiarías el curso del destino?, ¿Cometerías los mismos errores de entonces? ¿Aprovecharías tu conocimiento del porvenir para hacerle trampas a la vida y ganarle la partida? ¿O quizá serías quién siempre fuiste creciendo al amparo de tu propia experiencia vital? Regreso al pasado, a aquel barrio donde habita tu memoria, tus amigos de entonces, el cole, aquella primera chica de la que te enamoraste, aquellos rincones esquinados que saludan a tu sombra cuando pasas por ahí, por allá, cuando vuelves a las calles que te vieron crecer, desarrollarte… y vivir.
A grandes trazos, el argumento... y un pequeño ramillete de las sensaciones que me produjo la lectura de esta MUY RECOMENDABLE novela gráfica.

Barrio lejano
Jiro Taniguchi

4 comentarios:

  1. Me llevo apuntado la novela gráfica, pero tengo que decirte... Made in Japan es de los mejores discos de toda la historia de la música ¡me encanta! (supongo que conoces esa leyenda sobre el "disparo" que se oye en un momento del Child in time ¿no? -no en este enlace que nos ponen, sino en el Made in Japan-)

    Saludos, caballero Krust!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Está chulo este cómic, sí, aunque el guión este algo manido (los viajes retroactivos en el tiempo) tengo que decir que visto desde la perspectiva japonesa la cosa gana enteros; además el dibujo de Taniguchi me ha parecido sencillamente espectacular…
      Wow! Con el ‘Made in Japan’ sí que me has sorprendido de verdad, Ana, y es que poca gente conoce ese siniestro suceso. Con tu permiso se lo vamos a contar resumidamente a la peña (aunque lo suyo sería dedicarle un post entero, je!): Resulta que un japo se pegó un tiro durante la interpretación de este tema (la versión del post es de una actuación en la tele inglesa en 1970, puse lo del ‘Made in Japan’ porque es ahí donde se puede encontrar esta inmensa canción y así queda todo de rollo nipón y tal…) en el 2º concierto de Osaka donde se grabó ese inmenso álbum (¡no en el primero como afirman algunos!) allá por el minuto 9’… ¡y se oye en el disco de fondo apagado por los aullidos de Gillan!...
      Si con esa misma pistola me apuntaran en el corazón y me obligaran a escribir los 10 mejores discos de la historia de la música, el ‘Made in Japan’ figuraría seguro, pero vamos, sin ninguna duda…

      Un beso, Srta. Blasfuemia.-

      Eliminar
  2. No conocía la leyenda, aunque sí a Deep Purple, qué tiempos y qué joven era. Siempre me han gustado las bandas inglesas.

    Me encanta la novela gráfica, aunque resultan caras para mi economía de guerra. Ésta tiene muy buena pinta, así que le echaré un vistazo y a lo mejor me la regalo.

    Creo que si pudiera volver atrás sabiendo lo que sé ahora, hay muchas cosas que sí cambiaría, otras no. Y las que cambiaría no son precisamente las más dolorosas, sino quizá las más insulsas.

    Llegas a una edad en que tiendes a desdramatizar, te tomas menos en serio y empiezas a saber que es lo que importa de verdad. Y puede que te ocurra a la mitad de tu vida.

    ¿Imaginas saber eso con 14 años?

    Un beso,

    Ah, acabo de comprar "Underground" de Murakami, a ver. Ya lo echaba en falta.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo lo saqué de la biblioteca en una edición bastante chula dividida en dos tomos (aunque existe un integral único también), tampoco compro novelas gráficas pero me gusta leerme alguna de tanto en tanto, es un autor muy reconocido por los que entienden de esto y no creo que tengas demasiados problemas para encontrarlo en alguna de las bibliotecas que visitas. Taniguchi refleja muy bien en su guión todo eso que comentas, y es que el protagonista sabe todo eso cuando vuelve a tener los 14 años pero con la experiencia de un ‘desdramatizado hombre de 48’…

      Ya estoy enterado de la publicación de “Underground” por parte de Tusquets. Chissst…. no se lo digas a nadie pero me lo pediré como regalo de Navidad!!!

      Un beso, Tesa.-

      Eliminar