diumenge, 11 de desembre de 2016

La historia de un ciego – Junichiro Tanizaki

“Con una fuerza de cerca de sesenta mil hombres de armas rodeando el castillo, no quedó ni un resquicio por el que escapar, de tal modo que ni una hormiga hubiese podido salir sin ser detectada. El señor Nobunaga dirigía el ejército, y junto a él participaban guerreros de gran fama y valía, como Shibata Katsuie, Niwa o Sakuma Uemon. Entre ellos se encontraba el señor Hideyoshi, quien en aquella época llevaba por nombre Tokichiro y cuya misión durante el asedio fue la de construir un fortín en la montaña Tora Gozen, a una distancia de ocho cho* del castillo, desde donde vigilaba lo que ocurría en su interior.”

*Un cho equivale a 109.09 metros, por lo que ocho cho serían unos 873 metros.


Krustcomentario: Mira que me gusta Tanizaki, pero este es el primero de sus libros que no me ha acabado de convencer. Relato breve que cuenta la historia de Yaichi, un ciego, músico y masajista de profesión, en el Japón medieval de la segunda mitad del siglo XVI (muy buena la ambientación, sin duda lo mejor del libro…); es posible que se deba a la proliferación de tantos nombres en un relato tan corto (para muestra el botón del post) lo cual me ha hecho bastante difícil el seguimiento de la historia. Eso sí, excelente la edición de la editorial Satori, con impecable traducción a cargo de Aiga Sakamoto, y que contiene varios extras como un glosario con términos japoneses –ese cho del fragmento, por ejemplo- además de mapas muy ilustrativos de las antiguas provincias del Japón, etc… ah, bueno, tampoco está mal el prólogo titulado ‘La destrucción o el amor’ firmado por el pedorro Sánchez Dragó…