lunes, 27 de abril de 2015

Prisoners of pain

Shout, shout! Let it all out. These are things i can do without. Come on, i'm talking to you, come on. In violent times you shouldn't have to sell your soul in black and white. They really really ought to know those one track minds that took you for a working boy. Kiss them goodbye. You shouldn't have to jump for joy. Shout! They gave you life and in return you gave them them hell as cold as ice i hope we live to tell the tale. Shout! And when you've taken down your guard if i could change your mind i'd really love to break your heart. Shout!




“Shout” – Tears for Fears
Antwerp, Belgium – 2006

domingo, 26 de abril de 2015

München y luchen


El pasado viernes se celebró el sorteo que deparó la suerte de los cuatro equipos implicados en una de las mejores semifinales de Champions League que, así a bote pronto, consigo recordar: Juventus – Real Madrid (5 y 13 de mayo) por un lado y F.C. Barcelona – Bayern de Múnich (6 y 12 de mayo) por otro. Si preguntáis al respecto a cualquier seguidor del Barça es muy posible que la respuesta sea similar a esta: “Hubiera preferido otro rival, va a ser muy complicado jugando el partido de vuelta en Alemania…”

Dejando de lado la extrema dificultad del envite, que la bolita nos haya emparejado con este equipo tiene su punto de morbo futbolero: será el retorno a casa de Pep Guardiola, el regreso del hijo pródigo por así decir, también el de Thiago Alcántara, un jugador exquisito, y además tendremos la oportunidad de tomarnos la revancha de aquel enfrentamiento de hace dos temporadas cuando el equipo alemán nos dio un auténtico repaso, semifinales también, eliminándonos por un global de 7-0, ya contamos algo por aquí en su momento. De hecho, a lo largo de la historia podemos encontrar hasta ocho precedentes de enfrentamientos anteriores contra el equipo bávaro: 5 victorias del Bayern, 2 empates y sólo una victoria del Barça.

Difícil va a ser, mucho, pero imposible no hay nada. De hecho, me da a mí que este año la podemos acabar de liar hasta el final y más allá, después de eliminar al Manchester City (Campeón de Inglaterra) y al París Saint-Germain (Campeón de Francia) ahora toca enfrentarse al Campeón de Alemania si queremos llegar a la final. En fin, se pueden ganar tres títulos pero también se pueden perder, se puede ganar la mitad más uno o la mitad menos uno. Llegó la hora de la verdad... 


Som-hi, nois! Força Barça!

jueves, 16 de abril de 2015

Habla, Mudito


“The natural inheritance of everyone who is capable of spiritual life is an unsubdued forest where the wolf howls and the obscene bird of night chatters.” – Henry James, writing to his sons Henry and William.

En ese extracto de una carta personal firmada por Henry James y dirigida a sus vástagos, que José Donoso utiliza como obertura para esta obra magna, encontramos la inspiración para ese título tan sumamente ajustado a la experiencia que vamos a tener al introducirnos de lleno en esta novela. También aprovecha el autor, sin duda consciente del monstruo que estaba a punto de engendrar, para incluir una escueta dedicatoria: PARA MIS PADRES. Y es que esta es una obra, entre otros géneros literarios que se esconden entre sus páginas, de padres e hijos… ¡y de madres, siempre Superioras, también!

Publicada en 1970 tras ocho largos años de proceso creativo (Santa Ana y Los Dominicos, Chile -1962/1963-)… e interrumpida hasta que una esquizofrenia agravada por una ‘mala utilización’ de la morfina que le administraron en un ingreso hospitalario le permitió a Donoso encontrar la inspiración divina para conseguir esa deslumbrante gestación final, que viene a corresponderse –aproximadamente, por algún ligero cambio de estilo, en mi opinión- con los últimos cinco capítulos o cien páginas finales alumbradas en: Pollença, Mallorca (1968), Juenga, Santander (ene/mar-1969) y Vallvidrera, Barcelona (mar/dic-1969); esta novela está considerada por muchos entendidos en la materia como su gran obra maestra, entre ellos el tal Harold Bloom… ¡el boom de la literatura sudamericana, tío, que no te enteras! En fin, que me apunto al carro de merecidos elogios y, por ello, voy a intentar recomendarla desde aquí:

Localizada en toda su integridad en dos claustrofóbicos espacios cerrados a cal y canto para toda aquella persona ajena al hechizo que transmiten sus personajes, y abierta lógicamente a su autor y, por supuesto, al lector -convidado de piedra atemporal-; toda la trama se desarrolla intramuros de la Casa de Ejercicios Espirituales de la Encarnación de la Chimba (una especie de convento de clausura donde la inexplicable seducción erótica que envuelve todo lo viejo se personaliza en su treintena de internas… además del puñado de huérfanas a las que brindan ‘auxilio espiritual’, entre las que se encuentra la carne fresca y pecaminosa de la Iris Mateluna, que no quiero olvidar mencionar a esta mocita…); y en La Rinconada (hacienda particular de Don Jerónimo de Azcoitía, a su vez propietario también del otro chiringuito cristiano, terrateniente creador de turbias ínfulas político-religiosas que esconde un terrible secreto, que vienen a ser dos, entre las paredes de ambas fortificaciones… y su esposa Doña Inés, pieza clave de toda la estructura argumental); tan sólo acudimos a una breve escapada extramuros –estratégicamente infiltrada por Donoso- donde a través de la música que se escapa de los altavoces de un bar reconocemos una canción de los primerizos Rolling Stones que nos ayuda a situar la trama argumental a principios de los años 70’ muy poco tiempo antes del golpe de estado con que el infausto general Pinochet y las majestades satánicas que lo auparon a la poltrona, ejecutaron la vida libertaria de Chile aquel no tan lejano 11 de septiembre de 1973. Hasta ese momento, ya hacia mitad de novela, uno bien podría estar transitando por el siglo XIX, tal es la asombrosa y rigurosa capacidad del autor para describir, sobre todo, la austeridad del día a día enclaustrado sin interferencias de la ‘vida moderna’ que corrompan su particular status social…  pero que a su vez conforman una existencia multifacética, rebosante de contrastes tremendamente imaginativos, en un mundo maravilloso donde hay mucho pensamiento filosófico, mucha humanidad en su máxima expresión, mucho pecado espiritual y carnal, donde igual podemos rozar la belleza que cubrirnos hasta las cejas con la mugre y decrépita sábana que envuelve todo lo feo del mundo en su más devastadora pobreza… donde habitan los monstruos más terroríficos que hayas conocido jamás (¡mucha atención a la Freak Parade y a ese submundo regido por sus propias leyes!... ah, esa Emperatriz enana y deformada, ¡que momentazos que brinda la muy guarra!), donde una perra amarilla recorre incansable los pasillos de la imaginación en tus pausas lectoras, y te urge a continuar en carrera hasta desfallecer, donde todas las arañas del mundo se confabulan para entretejer esta siniestra novela gótica de terror inmaculado y envolvente, y donde toda una jerárquica organización de sucesos ancestrales guarda en el centro mismo de su pútrida e imperfecta conciencia ese par de secretos inconfesables que ya te contará Humberto Peñaloza: Mudito, para los amigos. Mudito, para todos los habitantes de este prodigioso mundo de fantasía real. Mudito, que ejerce de mutante narrador para el lector que ose perderse entre sus páginas. Mudito también para José Donoso, ajetreada vida la suya, que nos transforma en él mismo, en Mudito Mocoso, que no nos permite hablar -aunque sí escribir, porque Mudito es creador de universos letrados-… que a veces tampoco nos permite escuchar, ni tan siquiera ver lo que ocurre a nuestro alrededor… pero sí que nos da carta libre para leer algo realmente excepcional: esta rotunda, hipnótica y perturbadora a partes iguales, absoluta OBRA MAESTRA.-

miércoles, 15 de abril de 2015

Educación biparental

“¿Cómo puedes dejar que ella llame delincuente a nuestro hijo? Venimos aquí a resolver las cosas, ¡Y ellos nos insultan, nos intimidan, nos dan una conferencia acerca de ser buenos ciudadanos del planeta!... ¡Me alegro que nuestro hijo pateara al mierdoso de vuestro hijo y me limpio el culo con vuestros derechos humanos!”


Nancy Cowan (Kate Winslet)
"Un dios salvaje" – Roman Polanski (2011)

lunes, 13 de abril de 2015

Eduardo Galeano (1940-2015)


Hoy, 13 de abril de 2015, se nos fue Galeano. No tengo palabras, sólo siento una inmensa pena. Tampoco traigo flores, sólo puedo dejarle un pequeño homenaje, en forma de reseña a uno de sus libros, que escribí hace un par de años (10 de abril de 2013, manda huevos el juego de numeritos fechados cuando hablamos de Letras Libres…). Y nada más… apenas nada más.

sábado, 11 de abril de 2015

6.- “We Work The Black Seam” - Sting


El 19 de noviembre de 1984 comenzó una impresionante huelga minera en el Reino Unido (gobernado por entonces con mano de hierro por una Sra. Thatcher muy crecidita tras la victoria en la Guerra de las Malvinas) que se prolongó hasta el 3 de marzo de 1985 y que consiguió paralizar la industria del carbón durante casi un año. Nada fue lo mismo en las relaciones laborales entre trabajadores y patronales gubernamentales varias una vez consumada la derrota de los obreros significando un debilitamiento letal para el movimiento sindical británico.
Sting, nacido en los alrededores de Newcastle (ciudad industrial, negra y gris, minera y metalúrgica), apoyó la reivindicación de los mineros con esta estupenda canción incluida en su maravilloso disco, debut en solitario, del año 1985 que llevó por título: “The dream of the blue turtles”. El documento de la gestación de la canción, única versión disponible in live, es impagable ya con su banda de Nueva Orleans con el gran Brandon Marsalis incluido. No se lo pierdan…

Video: AQUÍ 


Este sitio ha cambiado para bien. En tu teoría económica dijiste que todo pasaría. Es difícil de entender. No podemos abandonar nuestros puestos de trabajo aunque deberíamos hacerlo. Nuestra sangre ha manchado el carbón. Hemos cavado hondo en el alma de la nación. Somos más importantes que tus libras y peniques. Tu teoría económica no tiene sentido.

Algún día en una era nuclear tal vez comprendan nuestra rabia. Construyen máquinas que ni ellos mismos son capaces de controlar. Y entierran los residuos en un enorme agujero. La energía sería limpia y barata. Nunca más se verían caras mugrientas pero ellos prefieren que el Carbono 14 sea mortal durante los próximos doce mil años.



Trabajamos la veta negra juntos.
Trabajamos la veta negra juntos.


La veta está bajo tierra. Tres millones de años de comprensión la dejaron así. Caminamos sobre antiquísimos bosques. Y llevamos la luz a miles de ciudades con nuestras manos. Vuestras oscuras y satánicas fábricas han apagado nuestras habilidades mineras. No podréis cambiar una banda de seis pulgadas por todos los vapores envenenados de Cumberland.


Algún día en una era nuclear tal vez comprendan nuestra rabia. Construyen máquinas que ni ellos mismos son capaces de controlar. Y entierran los residuos en un enorme agujero. La energía sería limpia y barata. Nunca más se verían caras mugrientas pero ellos prefieren que el Carbono 14 sea mortal durante los próximos doce mil años.


Trabajamos la veta negra juntos.
Trabajamos la veta negra juntos.

Nuestras vidas son conscientes y corren profundas. Te aferras a tu montaña mientras nosotros dormimos, esta forma de vida es parte de mí. No hay precio que valga así que déjame en paz. Y si llorasen los niños, el oscilante mundo dormiría sus almas cantándoles una nana. Cuando te hayas hundido sin dejar huella, el universo me succionará, poniéndome en mi sitio. En mi puto sitio.

Algún día en una era nuclear tal vez comprendan nuestra rabia. Construyen máquinas que ni ellos mismos son capaces de controlar. Y entierran los residuos en un enorme agujero. La energía sería limpia y barata. Nunca más se verían caras mugrientas pero ellos prefieren que el Carbono 14 sea mortal durante los próximos doce mil años.



Trabajamos la veta negra juntos.
Trabajamos la veta negra juntos.


Libre Traducción: Krust

jueves, 9 de abril de 2015

Mequinenza - 1971

“No sospitaven que la majoria es farien vells, que molts moririen encara amb aquella angoixa a l’ànima; no sospitaven que tenien al davant tretze anys de lluita incerta, atrapats en aquella ratera. L’Estanislau ignorava que podia disposar de milers de nits d’insomni per rumiar i assentar en la memòria les fites amargues del calvari durant el qual la vila, tenaç en la seva defensa, havia aconseguit d’irritar, començant per la del governador de la província, les bosses testiculars de la jerarquia estatal sencera: les arnades de funcionaris polsegosos i pàl·lids; les reblanides amb aigua beneita de politicastres tecnòcrates i devots; les xopes d’alcohol de sabres ensangonats; les momificades, amb una esvàstica cosida a la pell, de l’escollit de Déu retratat a les monedes... Un llarg camí cap a la desolació que el vell Nelson travessava aquella tarda del 1971 mentre baixava pel carreró de les Ànimes.”
Camí de sirga
Jesús Moncada  
(Pág.244 – Edicions 62)


“No sospechaban que la mayoría envejecerían, que muchos iban a morir con aquella angustia metida en el alma; no sospechaban que tenían ante sí trece años de lucha incierta, atrapados en aquella ratonera. Estanislau ignoraba que podía disponer de miles de noches de insomnio para rumiar y asentar en la memoria las amargas estaciones del calvario durante el cual la villa, tenaz en su defensa, había conseguido irritar, comenzando por las del gobernador de la provincia, las bolsas testiculares de toda la jerarquía estatal: las apolilladas de los funcionarios polvorientos y pálidos; las reblandecidas con agua bendita de los politicastros tecnócratas y devotos; las empapadas en alcohol de los espadones sangrientos; las momificadas, con una esvástica cosida a la piel, del elegido de Dios retratado en las monedas… Un largo camino hacia la desolación que el viejo Nelson cruzaba aquella tarde de 1971 mientras bajaba por el callejón de las Animas.”

(De la traducción al castellano, Joaquim Jordà – Pág.278 - Anagrama)


Imagen: Embarcación que navega tirada de una sirga mediante personas, posteriormente mediante animales que para el caso venía a ser lo mismo. Técnica utilizada principalmente en la navegación fluvial.


miércoles, 1 de abril de 2015

La aburrida vida de los ricos

“Si esta noche tengo ganas de morirme es porque ya no te quiero. Esto me desespera. Me gustaría ser vieja para haberte dedicado toda la vida.”


Lidia Pontano (Jeanne Moreau)
“La noche” - Michelangelo Antonioni (1961)