diumenge, 22 d’abril de 2012

Adios a la Liga


Que le vamos a hacer, supongo que no se puede ganar siempre. El clásico de ayer fue un partido raro, una castaña considerable para el espectador, aunque siempre con esa emoción única que se siente al presenciar un enfrentamiento entre los eternos rivales.
Supongo que se va a criticar mucho a Guardiola por la alineación que diseñó pero no seré yo quién lo haga, teniendo en cuenta la plantilla disponible en cuanto a lesionados de larga duración (Villa, Abidal), desenchufados (Cesc) o tocados (Alexis), en mi opinión sacó el mejor once posible intentando sorprender con la velocidad de Tello por la banda izquierda y la técnica en combinación de Thiago para intentar asistir a un Messi desaparecido en combate durante todo el partido.
Una apuesta arriesgada que evidentemente no salió bien, pero aquí hay que entender que fue más por mérito del R. Madrid, que supo contrarrestar el 3-4-3 del Barça con un planteamiento muy serio y más atrevido de lo habitual, que además teniendo en cuenta que esta vez no se prodigaran en el antifútbol utilizando su habitual violencia de jugadores como Pepe, Sergio Ramos, Alonso… no queda otra que reconocer que fueron superiores. Si se quiere ahondar en el tema de las comparaciones, siempre odiosas, está claro que Casillas salvó con la punta de los dedos el disparo de Xavi que podía haber significado el 1-0, aunque el árbitro le quitó el mérito al no pitar el córner, mientras V.Valdés (que tiende a ponerse cantarín en los partidos importantes) se comió no uno sino los dos goles del R. Madrid, en mi opinión. Stop análisis individual, aunque el tema daría para hablar largo y tendido…
Mourinho consigue ganar un partido por primera vez en el Camp Nou, algo que no había hecho ni con el Chelsea, ni con el Inter de Milán, ni con el R. Madrid. Que le vamos a hacer, las cosas son así, como le dije a un niño con la camiseta de Messi que lloraba en el bar donde vimos el partido: hay que aceptar las derrotas cuando son justas y aprender de ellas, para poder disfrutar de las victorias cuando sean merecidas.
El Barça de Guardiola ya tiene un pedazo de historia asegurado como uno de los mejores equipos de siempre, el próximo martes contra el Chelsea toca intentar la remontada, difícil misión aunque para nada imposible, para conseguir jugar la final de la Champions en Munich, probablemente contra el mismísimo R. Madrid, y en caso de ganarla, entonces sí, estaríamos hablando del mejor equipo de todos los tiempos. Pueden hacerlo si soportan la presión que van a tener desde hoy mismo, tanto jóvenes como veteranos, en todo caso estoy convencido de que lo van intentar hasta el final. Y eso es lo importante. Força Barça!

• F.C. BARCELONA 1 (Alexis) – R. MADRID 2 (Khedira, C.Ronaldo)
• Arbitro: Undiano Mallenco – Regular
• Estadio: Camp Nou – 99.252 espectadores
• Tarjetas Amarillas: Busquets, Pepe, X.Alonso, Ozil, Granero, Mascherano.
• Los mejores: Puyol – Benzema.