dilluns, 20 de juliol de 2009

Eliminando, que es gerundio

En un futuro apocalíptico, no tan lejano del que estamos inmersos actualmente, Japón vive tiempos convulsos, los estudiantes se rebelan contra las normas establecidas y la violencia se disemina por las aulas amenazando con hacer estallar el sistema; los adultos bastante tienen con sostenerse en pie ellos mismos como para además tener que dedicar su tiempo a educar a sus descarriados hijos.
Como castigo ejemplar para evitar la revolución de las masas, el gobierno nipón se saca de la manga el Battle Royale, una ley por la cual cada año se escoge un instituto al azar y sus alumnos son llevados a una isla desierta, donde tendrán que luchar entre ellos hasta que solo quede uno, es el modelo que les enseña a competir antes que a compartir (algo que también empieza a ocurrir en nuestras aulas), se les marca con un collar luminoso con micrófono incorporado, como a perros androides, para seguirles la pista, no andan lejos de este juego las putas cámaras de TV que hacen de toda esta bacanal de sangre un espectáculo mediático para regocijo de las mentes calenturientas enganchadas a la caja tonta.
En una reunión antes de iniciar la batalla por la supervivencia, se les notifica las reglas del juego a cada alumno, ni se te ocurra olvidarlas, les dan una mochila a escoger que contiene cada una de ellas una arma diferente (para flipar la imaginación del guionista), y a las chicas se les proporciona material para sus cosillas relacionadas con la higiene, ¿Cuánto habrían pagado ahora esos fetichistas de la ropa interior por una prenda utilizada en el Battle Royale?, no se si sabéis esto, pero actualmente se ha puesto de moda en Japón vender en maquinas expendedoras ropa interior femenina usada, y envasada al vacío, para que los consumidores la esnifen en sus momentos íntimos. Esto es real, me quedé alucinado cuando lo escuché el otro día en un programa de radio, por lo visto en Japón 2009 esperan a las chicas a la salida de la disco y les dan una pasta por las bragas utilizadas en el baile nocturno, para después distribuirlas en el mercado y venderlas como cajetillas de tabaco. No comment.
A lo que iba, me encantó esta película, a la que siguió una segunda parte más floja pero curiosa, en el video esta la parte 1, o sea los primeros minutillos, pero si te apetece verla entera, alguien tuvo la genial idea de colgarla en el youtube. El juego va a empezar, tenéis tres días hasta que suene la campana. Que tengáis suertecita, la vais a necesitar.-