dijous, 25 de juny de 2009

Farrah Fawcett (1947-2009)

Icono de la cultura pop de los 70, de la que todos los niños de entonces teníamos un poster en la habitación, con esa melena de leona estilizada rubia que marco estilo en la mujer de entonces. Esta es la imagen que me viene a la memoria cada vez que te recuerdo, la de Jill Munroe en "Los Angeles de Charlie", esa serie tan kitsch de mi despertar a la juventud, nada que ver con el infumable producto cinematográfico que rodaron tres decadas después; paso de poner esa otra fotografía tan conocida, y tan productiva para el que la hizo, con el biquini rojo y la sonrisa forzada o los desnudos que los buitres del Playboy te hicieron para saciar nuestras asquerosas mentes calenturientas.
No nos engañemos Farrah, nunca fuiste una buena actriz, pero algo en tu mirada hacía que cayeras bien a hombres y mujeres, quédate con eso, y con el recuerdo que dejarás en la memoria de muchas personas que no nos sonrojaremos por haberte soñado, nada que ver con esos otros que comprarán las revistillas de famosetes en busca de las migajas de tu despedida. Ese es el verdadero cáncer, el que extiende su lacra por los kioskos, como un reguero de pólvora, el de la incultura.
Perdona esta necrológica, no quería hacer leña del angel caído, todo lo contrario, acabo de ver la noticia en la misma caja tonta que te encumbró y me ha dolido enterarme, que lo sepas. Si te encuentras de camino al paraíso a David "Kung-Fu" Carradine, dale un abrazo de mi parte, le vamos a poner un crespón negro a la puta televisión, por las series míticas. Joder! Hasta lueguito.-